Tarta Cumpleblog

Dulces embrujados/ octubre 8, 2018/ blog, Posts Antiguos, Tartas/ 2 comentarios

¡¡¡Feliz cumpleaños Dulces Embrujados!!!

 

Hoy se cumple un año que publiqué mi primera entrada en el blog, desde aquel día hasta hoy han sido un total de 55 recetas de todo tipo: tartas, galletas, bundt cakes, macarons, mousses, magdalenas…

Todas las semanas he intentado publicar una receta, algunas he publicado dos porque la ocasión lo merecía y otras no ha podido ser ninguna por falta de tiempo.

Durante este año el blog ha salido adelante gracias a Jorge (mi marido) que se ha encargado de todo el tema informático (y es que yo soy un cero a la izquierda), subiendo las entradas, editando las fotos, actualizando todas las cosas, publicando y resolviendo mis meteduras de pata y problemas que me surgían un día sí y otro también…

 

Pero no os penséis que yo no he hecho nada… qué la que ha estado en la cocina haciendo todos los dulces ha sido servidora, a ver si os vais a pensar que yo no he hecho nada… y escribir las entradas y hacer las fotos también es mi tarea!!! Para este año, me he propuesto ser capaz de subir yo sola las entradas, así que espero que Jorge tenga suficiente paciencia conmigo…

Para celebrar este primer añito, he elegido una tarta Drip Cake chocolatosa a más no poder. Un bizcocho de chocolate que es la bomba de bueno que está sacado del primer libro de Bea Roque “El rincón de Bea”, un swiss merengue buttercream de chocolate y una cobertura de chocolate. ¡Vamos, una delicia para los amantes del chocolate!

Y mi amiga Raquel que es una artista y hace unas maravillosas manualidades me ha hecho este preciosísimo topper para coronar la tarta que no le ha podido quedar más bonito.

¡La sorpresa que me llevé cuando vi que me había puesto el logo del blog!

Bueno, no me voy a enrollar más que si no nos quedamos sin tiempo para hacer la tarta.

 

Ingredientes

Molde redondo de 18 cm

Para el bizcocho

100 g de Cacao sin azúcares añadidos

315 g de harina

350 g de azúcar

2 y 1/4cucharitas (tsp) de bicarbonato sódico

1 y ½ cucharita (tsp) de levadura

1 cucharita (tsp) de sal

3 huevos

240 ml de buttermilk

         225 ml de leche entera

         15 g de vinagre blanco

240 ml de agua

4 y ½ cucharadas (tbsp) de aceite de oliva suave

1 y ½ cucharitas (tsp) de extracto de vainilla

Swiss merengue buttercream de chocolate

150 g de claras de huevo pasteurizadas

300 g de azúcar

450 g da mantequilla (cortada en dados a temperatura ambiente)

150 g de chocolate de cobertura (mínimo 52% de cacao)

Cobertura de chocolate

75 g de chocolate de cobertura al 70%

45 g de mantequilla

 

Elaboración

Del bizcocho

Precalentamos el horno a 175 º C calor arriba y abajo.

Preparamos un molde alto de 18 cm o tres de Layer Cake. Para ello ponemos en la base papel de hornear e impregnamos las paredes con spray desmoldante.

Preparamos el buttermilk mezclando la leche con el vinagre, le damos un par de vueltas con una cuchara y dejamos reposar 15 minutos. Pasado s en un molde alto estará ese tiempo, tendrá aspecto de leche cortada, no os preocupéis es así como tiene que quedar.

En el bol de la Kitchen Aid (o batidora de varillas) ponemos el azúcar y tamizamos en él la harina, el cacao, la levadura, el bicarbonato y la sal.

Echamos el buttermilk, el agua, los huevos, el aceite y el extracto de vainilla sobre los ingredientes secos y batimos con la pala hasta que esté todo incorporado.

 

Echamos la masa en el molde o los moldes que hemos preparado y metemos al horno en posición media. Si es en un molde alto, estará como una hora aproximadamente, si se trata de moldes de Layer Cake necesitará unos 35 minutos de horneado. Estará listo cuando empiece a separarse de las paredes y al pincharlo con un tester salga limpio.

Sacamos del horno y dejamos enfriar sobre la rejilla, pasados 15 minutos desmoldamos y que termine de enfriarse sobre la rejilla. Cuando esté frio, envolvemos en film y guardamos en el frigorífico hasta el día siguiente.

 

Del swiss merengue buttercream de chocolate

Ponemos el chocolate en un bol y lo fundimos en el microondas a intervalos cortos removiéndolo entre uno y otro. Una vez fundido reservamos y dejamos enfriar.

En un cazo al baño maría echamos las claras de huevo y el azúcar y con unas varillas movemos hasta que esté completamente disuelto el azúcar.

Ponemos las claras calientes en el bol de la Kitchen Aid y montamos el merengue a velocidad alta pasando a velocidad máxima hasta que forme picos estables, esté brillante y haya enfriado (tardará unos 10 minutos).

Ponemos a velocidad baja, vamos añadiendo la mantequilla en dados poco a poco. Habrá un momento que la mezcla parezca grumosa, seguimos batiendo que después cogerá consistencia cremosa.

 

 

Cuando esté incorporada la mantequilla, subimos la velocidad al máximo y tomará un aspecto cremoso y suave.

Sin parar la máquina, añadimos el chocolate que tenemos fundido y batimos hasta que esté bien integrado.

Si lo guardamos en el frigorífico para más tarde, tendremos que volver a batirlo con las varillas antes de su uso.

 

De la cobertura de chocolate

Fundimos la mantequilla con el chocolate troceado a golpes cortos de microondas moviendo con una cuchara entre un tramo y otro. 

Para utilizarla sobre la tarta, tenemos que esperar a que esté a 30º C, ya que si está más caliente fundirá crema de merengue suizo y mantequilla y no quedará el efecto de goteo.

 

Montaje

Cogemos el bizcocho y con la lira lo cortamos en tres capa iguales, si hicimos los bizcochos en el molde de layer cake este paso nos lo saltamos.

Ponemos una de las capas de bizcocho y extendemos sobre él una capa de la crema de merengue suizo de chocolate como de ½ cm de grosor. Tapamos con otro bizcocho y otra capa de la crema de merengue suizo. Por último, la tercera capa de bizcocho y lo cubrimos con la crema y también por los laterales haciendo lo que se llama la capa recogemigas (no tiene que ser muy gruesa). Metemos en el frigorífico un par de horas para que se solidifique un poco.

Posteriormente pondremos una capa más gruesa del merengue suizo de chocolate (el cual volveremos a pasar por la batidora de varillas), tanto  la tapa como en las paredes, está tiene que quedar muy uniforme y lo más lisa posible.

Metemos en el frigorífico hasta que esté bien frío y sólido el merengue.

 

Cuando la cobertura esté a 30º C, con una cuchara vamos echándola primero por los bordes de la tarta para que vaya chorreando y hacer efecto Drip Cake y posteriormente por la parte superior extendiéndolo en una capa uniforme. Si os resulta más cómodo la podéis poner la cobertura dentro de un biberón e ir echándola con él.

Ya solo nos queda decorarla con lo que os apetezca y os guste más, bombones, chocolatinas, gominolas…

En mi caso elegí unos macarons de chocolate (que tenéis la receta aquí), unos macarons de moras, merenguitos, bolitas de chocolate, frambuesas,  fresas… Y la coroné con el bonito topper que me hizo Raquel.

 

No os mentiré, la elaboración de esta tarta ha sido laboriosa pero la ocasión lo merecía…¡¡¡ no todos los días cumple un año el blog!!!

Besotes

Mónica

Compartir esta publicacion

2 Comentarios

  1. Hola! muchísimas felicidades!! esperamos que sigas cumpliendo muchos más porque tus recetas se ven deliciosas como esta tarta que te ha quedado espectacular, el corte y el topper una pasada, que artista tu amiga! besis

  2. Hola chicas!!! Muchisimas gracias por vuestra felicitación. Y como vosotras decís, ojala Dulces Embrujados cumpla muchos más!!! Así podré seguir deleitándoos con mis recetas y vosotras a mi con las vuestras. Besotes

Dejar un Comentar

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Puedes usar estos HTML tags y atributos: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>
*
*

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.