Cupcakes muerte por chocolate

Dulces embrujados/ junio 28, 2018/ blog, Categorías, Posts Nuevos, Tartas/ 0 comments

La traducción literal de Cupcake es “pastel en taza”, esto es debido a que originalmente cuando se empezaron a elaborar en el siglo XIX se horneaban en tazones.

Actualmente se hacen en cápsulas de papel como las de las magdalenas que pueden venir decorados con distintos motivos o temáticas.

El mes pasado el blog Cook Cakes de Ainhoa y Carlamel de canyella nos propusieron versionar una tarta en cupcake.

Yo elaboré unos Cupcakes de Tarta San Marcos y tuve la grandísima suerte de que los seleccionaron, así que me propusieron que eligiese que tarta quería que se versionase este mes.

Estuve barajando varias opciones, propuse La tarta Sara y Muerte por chocolate, siendo esta última la elegida. Con lo que me puse a buscar recetas y en uno de mis libros di con la receta perfecta que no podía ser otra que la de la gran Martha Stewart.

Os aseguro que si os gusta el chocolate tanto como a mí, estos cupcakes os harán perder la cabeza.

Y es que el bizcocho superchocolateado y tan esponjoso junto con la crema de chocolate negro y el sirope con más chocolate, son una mezcla que os hará dar más de un suspiro.

Si quereis hacer esta receta en su versión de tarta solo tenéis que doblar las cantidades del bizcocho para un molde de 20cm y triplicar las de la crema si lo vais a hacer de tres capas tipo Layer cake.

Ingredientes

 Para 10 cupcakes

Para decorar

Pepitas o fideos de chocolate

Para el bizcocho

45 ml de agua

30 g de cacao

90 ml de leche

130 g de mantequilla a temperatura ambiente

175 g de azúcar

1 cucharadita (tbs) de extracto de vainilla

2 huevos M

135 g de harina de repostería

½ cucharadita (tbs) de bicarbonato sódico

¼ cucharadita (tbs) de sal

 Para la Cobertura de chocolate

45 ml de agua

20 g de cacao en polvo

225 g de chocolate negro

125 g de mantequilla

50 g de azúcar glass

180 g de crema agria

¼ cucharadita (tbs) de sal

Para el sirope de chocolate

50 ml de agua

75 g de azúcar

25 g de cacao en polvo

½ cucharadita (tbs) de extracto de vainilla

1 cucharadita (tbs) de sirope de maíz

5 g de mantequilla

1 pizca de sal

Elaboración

Los cupcakes

Encendemos el horno a 180º C calor arriba y abajo.

Preparamos la bandeja de cupcakes con las cápsulas que hemos elegido.

En un cazo pequeño ponemos el agua y o llevamos a ebullición. Echamos el cacao previamente tamizado y mezclamos hasta que no queden grumos, tendremos una mezcla pastosa. Añadimos la leche poco a poco y mezclamos hasta su completa incorporación. Reservamos para después.

En el bol de la Kitchen Aid (o batidora de varillas) con el globo puesto, ponemos la mantequilla con el azúcar batiendo a velocidad media – alta hasta obtener una mezcla suave y esponjosa.

Añadimos el extracto de vainilla y mezclamos.

Echamos los huevos de uno en uno y batimos, no pondremos el siguiente hasta la total incorporación del anterior.

Cambiamos el accesorio del globo de la batidora por la pala.

Ponemos la mitad de la harina tamizada junto con el bicarbonato y la sal y mezclamos lo justo. Incorporamos la mezcla del cacao y la leche que tenemos reservada y volvemos a mezclar. Para finalizar echamos la harina que nos queda y mezclamos hasta su completa incorporación sin pasarnos en el batido.

Cogemos la bandeja de cupcakes preparada con las cápsulas y llenamos cada una con la masa a 2/3 de su capacidad.

Metemos al horno previamente calentado en posición central durante 25 minutos. Comprobaremos que están bien hechos cuando al pincharlos con el tester este salga limpio.

Los sacamos de la bandeja de cupcakes y dejamos enfriar en la rejilla.

La cobertura de chocolate

Ponemos en un cazo el agua con el cacao y a fuego medio disolvemos lo disolvemos.

En un bol, fundimos el chocolate en el microondas en intervalos de 30 segundos removiendo entre medias para evitar que se queme.

En el bol de la Kitchen Aid batimos la mantequilla junto con el azúcar glass y la sal a velocidad media – alta hasta que haya blanqueado y esté esponjosa.

Incorporamos el chocolate fundido a velocidad media y posteriormente el cacao disuelto en el agua.

Por último añadimos la crema agria y continuamos con el batido hasta que quede todo mezclado.

Tapamos con un film y reservamos en el frigorífico hasta el momento de montar los cupcakes que montaremos la crema con la batidora de varillas a velocidad alta. Cuando este la cobertura montada, la metemos en una manga pastelera preparada con una boquilla redonda.

El sirope de chocolate

Echamos en un cazo el agua, el azúcar, el cacao, la vainilla y el sirope de maíz y a fuego medio mezclamos con las varillas manuales hasta tener una mezcla homogénea.

Retiramos del fuego y dejamos que baje la temperatura.

Cuando aún esté caliente pero sin quemar, añadimos la mantequilla removiendo hasta que se integre.

Pasamos a un biberón preparado con una boquilla pequeña y guardamos en el frigorífico.

Montaje

Cogemos un cupcake y con ayuda de un descorazonador de fruta vaciamos el centro sin llegar al final.

Con la crema de chocolate que ya hemos montado y preparado en la manga pastelera rellenamos el hueco que hemos hecho al cupcake.

Con la misma crema hacemos el copete del cupcake.

Cogemos el sirope de chocolate que tenemos en el biberón y lo echamos por encima de manera desordenada.

Para terminar, coronamos con unas pepitas de chocolate o de fideos, lo que hayáis elegido.

Y… ¡¡¡ya podéis disfrutar de esta maravilla de chocolate que a mí me tiene loquita!!!

Besotes.

Mónica

Leave a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

You may use these HTML tags and attributes: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>
*
*

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.